SCIINF y Low Code, la pareja perfecta

Share on linkedin

Los Sistemas de Control Interno de la Información No Financiera, conocidos por las siglas SCIINF, son un asunto de primer orden para las compañías. Y el Low Code te puede ayudar a ponerlos en marcha.

Lord Kelvin fue un físico británico del siglo XIX, creador de la escala de temperatura que lleva su nombre. Lo que poca gente sabe es que también era un gran economista de la empresa, y algunas de sus enseñanzas se pueden aplicar a los Sistemas de Control Interno de la Información No Financiera o SCIINF.

Una de las frases más célebres de Kelvin fue: «Lo que no se define no se puede medir. Lo que no se mide, no se puede mejorar». Y, sin saberlo, con sus palabras reflejó a la perfección cómo debe ser el control de la gestión empresarial, especialmente en estrategias y proyectos de sostenibilidad.

Aquí es donde entran en juego los SCIINF, encargados de recopilar todos los datos cualitativos y cuantitativos que pueden influir en la sostenibilidad de un negocio.

Obtener y mantener al día esta información es una obligación que las empresas deben tener cada vez más en cuenta. Estos datos tienen tanta relevancia a nivel empresarial como otros informes financieros a la hora de tomar decisiones relevantes.

¿Por qué es importante la información no financiera?

La razón principal es que las organizaciones empresariales quieren que el capital que han invertido sea más rentable, siguiendo un camino sostenible y útil. Sin embargo, no es la única, ya que también prima la obligación legal. De hecho, desde el año 2013, todas las empresas se regulan bajo el marco de control COSO III.

La Ley 11/2018 establece diferentes indicadores que las empresas de más de 500 empleados deben reportar y verificar.

Además, desde hace un tiempo las legislaciones (europeas en general y española en particular) impulsan la transparencia y la veracidad de la información no financiera de las empresas; como por ejemplo la Ley 11/2018.

¿Por qué hay que tener en cuenta esta ley en concreto? Porque da a la información no financiera un nuevo paradigma de importancia: obliga a que esté presente en el informe de gestión de la compañía y debe votarse en la Junta de Accionistas del negocio en cuestión.

Cómo ayuda el Low Code al SCIINF

Ante este panorama, está claro que la información sobre la sostenibilidad de la compañía debe estar en orden y ser coherente en cuanto a su contenido, forma y fiabilidad. Por eso, los SCIINF pasan a ser algo crítico para cualquier negocio.

Hay que tener en cuenta que los datos no financieros provienen de áreas muy diversas de la compañía, con diferentes grados de madurez y dependientes de la particularidad de la materialidad de la organización. Por eso, conseguir sistemas que los comprueben puede ser todo un reto. Tecnologías Low Code como Sygris garantizan que puedas gestionar información heterogénea, fiable y en tiempo récord. No solo te permiten desarrollar tus propias soluciones, sino que con ellas puedes captar, seguir y verificar todos los datos del negocio.

La información sobre la sostenibilidad de la compañía debe estar en orden y ser coherente en cuanto a su contenido, forma y fiabilidad.

En definitiva, establecer SCIINF se ha vuelto una tarea de obligado cumplimiento para todas las empresas, especialmente en el terreno de la sostenibilidad.

Aunque su cálculo debe ser completo y riguroso, los programas de gestión de datos, como Sygris, facilitan esta tarea. Gracias a su tecnología Low Code, consigue indicadores de una manera muy rápida, flexible e integrada; al mismo tiempo que ahorra tiempo y recursos, en comparación con los sistemas tradicionales de procesamiento de datos.

En Sygris contamos con soluciones Low Code a medida para gestionar la Sostenibilidad de tu empresa. Más información.

Share on linkedin