El futuro del voluntariado corporativo

Compartir en linkedin

Cada vez son más las empresas que promueven y facilitan la participación de sus empleados en iniciativas de voluntariado con el objetivo de mejorar su entorno y favorecer así a grupos concretos. Pero, ¿cuál es el futuro de estos programas?   

El voluntariado corporativo incluye todas aquellas acciones solidarias impulsadas desde la propia empresa y que buscan generar un impacto positivo en la sociedad y en el entorno que le rodeaCada vez hay más razones que empujan a las empresas a incluirlo en la oferta de actividades para sus empleados. 

 Según el estudio “Radiografía del Voluntariado Corporativo en España” elaborado por la organización Voluntare junto a la Asociación de Voluntarios «la Caixa», el motivo principal de las compañías para instituir un programa de voluntariado es que sus propios empleados lo solicitan. Es decir, las empresas crean iniciativas de voluntariado con el objetivo cumplir el deseo de sus colaboradores de participar en causas sociales. 

Presupuesto para voluntariado 

El estudio arroja datos muy interesantes relativos a este tema. Por ejemplo, en 6 de cada 10 empresas actuales, al menos el 10% de la plantilla participa o ha participado en los programas de voluntariado social o medioambiental. Por esta razón, cada vez más compañías destinan un presupuesto específico para implantar y mantener este tipo de programas.  

A cambio, las empresas obtienen un sentimiento de pertenencia más intenso, lo que se traduce en trabajadores más motivados y comprometidos con la empresa.  

En continuo crecimiento 

Este mismo informe revela que el voluntariado corporativo es un fenómeno en clara expansión. Se ha implantado ya en muchas empresas, pero todavía seguirá creciendo. En los próximos 5 años, el 83,3% de las compañías espera que su programa de voluntariado corporativo se expanda aún más.  

Aunque pueda parecer contradictorio, la pandemia ha ayudado a esta expansión. La puesta en marcha de programas de voluntariado de carácter no presencial ha permitido llegar a empleados que anteriormente nunca habían participado en estas actividades.  

¿Hacia dónde va el voluntariado corporativo? 

Las empresas, para incrementar el impacto de su voluntariado corporativo, alinean estas actividades con su estrategia corporativa. Además, cada vez más, incrementan sus esfuerzos para medir los resultados obtenidos. Por otro lado, se preocupan por la formación de los encargados de poner en marcha los programas y por el desarrollo de competencias entre sus empleados.  

Con todo ello, el voluntariado corporativo tiene un prometedor futuro por delante. No solo genera ventajas para la empresa sino también para sus participantes: crea una mejor cultura interna en la compañía, canaliza los impulsos solidarios de la plantilla, ayuda a cubrir ciertas necesidades sociales que el sector público no es capaz de cubrir… Pero, sobre todo, genera un impacto positivo en la sociedad. 

En Sygris te ayudamos a medir el impacto que tienen estas acciones en tu empresa, ¿hablamos?

Compartir en linkedin