La calidad del dato, un imperativo para todas las empresas

Hoy en día, los datos son uno de los activos más valiosos de cualquier organización y es imprescindible trabajar con datos de calidad para la correcta toma de decisiones y acciones

Según el estudio “5 Steps to Build a Business Case for Continuous Data Quality Assurance” realizado por Gartner, “la mala calidad de los datos destruye el valor empresarial. Las organizaciones calculan que el coste medio de la mala calidad de los datos es de 10,8 millones de dólares al año”. Pero ese coste no se queda ahí pues es muy probable que siga aumentando a medida que crece la complejidad y la digitalización de los entornos empresariales.  

La información y, en consecuencia, la calidad de estos datos es hoy en día la base de todo el proceso empresarial, como los cimientos a una casa: solo si son sólidos pueden resistir cualquier embiste. En este sentido, a partir de los datos se construye el conocimiento y la ventaja competitiva de una empresa. La gestión y la calidad del dato es, actualmente, un aspecto crítico para todas las organizaciones, ya que la mala calidad de los datos desemboca en la toma de decisiones erróneas y, como recoge el informe de Gartner, en última instancia, acaba por destruir el valor de negocio. 

Un concepto amplio 

La calidad del dato es un concepto amplio e incluye un conjunto de procesos y algoritmos que mantienen la información de las empresas consistente, actualizada, precisa, única y válida para ser utilizada con fiabilidad en cualquier estudio analítico, pero, sobre todo, en la toma de decisiones de la compañía. Es uno de los aspectos que impulsa la innovación, el desarrollo y la transformación en las organizaciones. 

Cualquier empresa debe contar con procesos que garanticen el procesamiento, la conservación y el almacenamiento óptimo de sus datos. Pero esto no es algo que se pueda trabajar y lograr de forma aislada, sino que se deben garantizar unos estándares para cumplir con esa calidad.  

La calidad del dato no solo dependerá de las características del mismo, también del entorno empresarial en el que se emplean dichos datos. Para ser considerado óptimo, un dato debe caracterizarse por: 

  • Disponibilidad: deben ser accesibles y oportunos, es decir, fáciles de adquirir y en un período de tiempo concreto.  
  • Credibilidad: se deben poder auditar regularmente y verificar su exactitud en el contenido.  
  • Confiabilidad: los datos tienen que ser precisos, a la vez que consistentes y completos. Además, deben contar con cierta integridad estructural. 
  • Legibilidad: son claros y comprensibles. 

Un proyecto imprescindible 

Ante las circunstancias de la sociedad actual y los entornos empresariales cada vez más digitalizados, la gestión de la información se posiciona como algo imprescindible dentro de las organizaciones. Necesita de herramientas y tecnología para su correcta gestión, así como de presupuesto propio y talento humano capacitado. 

En Sygris gestionamos los datos de forma integral. A través de un proceso de recopilación, capturamos grandes cantidades de información cualitativa y cuantitativa de diferentes fuentes, la estructuramos y ordenamos. Después, en una fase de análisis, procesamos y aportamos inteligencia a los datos, digitalizando de manera personalizada el flujo de negocio de cualquier empresa. Por último, Sygris permite ver la información en tiempo real y gestionarla a través de interfaces interactivas. ¿Hablamos?